Nuestro Equipo

Entender que, cada día es el primero, es lo más difícil de lograr.

Mismo respeto por la profesión, misma ilusión, ayudándonos para que todo tire, para que todo fluya, sabiendo entendernos a la hora de identificar nuestras debilidades y lograr darles la vuelta … mejorando cada día.

SALA

Melody Hernández

Bruno Ortega

COCINA

Marla Noy Fexas

Ariadna Rodriguez

Orlando Ortega

Nuestro Equipo

Entender que, cada día es el primero, es lo más difícil de lograr.

Mismo respeto por la profesión, misma ilusión, ayudándonos para que todo tire, para que todo fluya, sabiendo entendernos a la hora de identificar nuestras debilidades y lograr darles la vuelta … mejorando cada día.

SALA

Melody Hernández

Bruno Ortega

COCINA

Marla Noy Fexas

Ariadna Rodriguez

Orlando Ortega

El Restaurante

Inaugurado en abril del año 2006, Lilium comenzó siendo un Gastrobar ubicado en el municipio de Tías. Allí y enfocado en ese concepto se celebraban todo tipo de eventos relacionados con la gastronomía, catas, cursos, cenas a ciegas, jornadas… y también música en vivo. Aquello duró cinco años después de que se decidiese cambiar de destino.

Arrecife fue el lugar elegido.

Enfocado al público local y viajeros y dando un giro al concepto con el que empezó, se ha sabido convertir en una de las ofertas más atractivas y de confianza de la ciudad, ya como restaurante, y abandonando el camino de gastrobar con el que comenzó, dirigiéndose hacia una cocina mucho más elaborada y convencida de lo que años atrás se había propuesto, el producto local como lo natural, como el rumbo a seguir.

Transcurrieron otros cinco años y en la actualidad, el restaurante redecorado por Alejandro Cabrera se encuentra ubicado en una zona privilegiada y espectacular, diferente a la anterior  también en  Arrecife, «Marina Lanzarote» un puerto deportivo que ha sabido modernizar la antigua capital.

El Restaurante

Inaugurado en abril del año 2006, Lilium comenzó siendo un Gastrobar ubicado en el municipio de Tías. Allí y enfocado en ese concepto se celebraban todo tipo de eventos relacionados con la gastronomía, catas, cursos, cenas a ciegas, jornadas… y también música en vivo. Aquello duró cinco años después de que se decidiese cambiar de destino.

Arrecife fue el lugar elegido.

Enfocado al público local y viajeros y dando un giro al concepto con el que empezó, se ha sabido convertir en una de las ofertas más atractivas y de confianza de la ciudad, ya como restaurante, y abandonando el camino de gastrobar con el que comenzó, dirigiéndose hacia una cocina mucho más elaborada y convencida de lo que años atrás se había propuesto, el producto local como lo natural, como el rumbo a seguir.

Transcurrieron otros cinco años y en la actualidad, el restaurante redecorado por Alejandro Cabrera se encuentra ubicado en una zona privilegiada y espectacular, diferente a la anterior  también en  Arrecife, «Marina Lanzarote» un puerto deportivo que ha sabido modernizar la antigua capital.

Cocina con Sentido Canario

Lanzarote cuenta cada vez más con un público muy interesado en conocer su gastronomía. Ya desde hace años venimos comunicando que no sólo somos una isla de «Sol y Playa» sino que a través de nuestro paisaje único, el viajero descubre lugares que hablan de vino, de quesos, de pescados, mariscos, carnes, grano, verduras increíblemente adaptadas y un sin fin de aromas y sentimientos despertados a través de nuestros cinco sentidos. Todo esto confiere a nuestra carta la característica de fusionar ingredientes foráneos con los de nuestra tierra. Haciendo así muy atractivo el placer de cocinar para ustedes.

Cocina con Sentido Canario

Lanzarote cuenta cada vez más con un público muy interesado en conocer su gastronomía. Ya desde hace años venimos comunicando que no sólo somos una isla de «Sol y Playa» sino que a través de nuestro paisaje único, el viajero descubre lugares que hablan de vino, de quesos, de pescados, mariscos, carnes, grano, verduras increíblemente adaptadas y un sin fin de aromas y sentimientos despertados a través de nuestros cinco sentidos. Todo esto confiere a nuestra carta la característica de fusionar ingredientes foráneos con los de nuestra tierra. Haciendo así muy atractivo el placer de cocinar para ustedes.

RESERVAR MESA
RESERVAR MESA

Orlando Ortega

Orlando Ortega lo es todo cuando se habla de gastronomía, de dirigir un restaurante, de ponerse al frente de una cocina, de organizar una buena carta y de estar al tanto de hasta el último detalle de todo lo que sucede en sala.  Orlando es chef, pero ha pasado por todos los escalones de este complicado y enrevesado mundo. Empezó de freganchín y ha sido camarero, barman, maître, sommelier, comerciante de vinos, ha organizado catering y comidas para todo tipo de eventos, y lo que quizás es aún más importante, sigue teniendo ilusión e inquietud por aprender y mejorar, por perfeccionar todo lo que hace, al tiempo que explota su brillante imaginación para seguir creando, y mantener vivos sus sueños, sin perder nunca la pasión por su trabajo.

Orlando Ortega

Orlando Ortega lo es todo cuando se habla de gastronomía, de dirigir un restaurante, de ponerse al frente de una cocina, de organizar una buena carta y de estar al tanto de hasta el último detalle de todo lo que sucede en sala. Es un todo terreno, es capaz de estar en la cocina y sirviendo, controlando hasta el último detalle, subiendo cartas a internet… Porque Orlando es chef, pero ha pasado por todos los escalones de este complicado y enrevesado mundo. Empezó de freganchín y ha sido camarero, barman, maître, sommelier, comerciante de vinos, ha organizado catering y comidas para todo tipo de eventos, y lo que quizás es aún más importante, sigue teniendo ilusión e inquietud por aprender y mejorar, por perfeccionar todo lo que hace, al tiempo que explota su brillante imaginación para seguir creando, y mantener vivos sus sueños, sin perder nunca la pasión por su trabajo.

Él mismo basa toda su cocina en “hacer feliz a la gente”. Disfruta de lo lindo elaborando un plato y después sirviéndolo, y define su cocina con una sencillez que resulta aplastante, en tan solo tres palabras: “Cocina, Canaria, Contemporánea”. Sin embargo en ellas logra aglutinar décadas de experiencia y aprendizaje, tras haber pasado por medio centenar de restaurantes y haber trabajado junto a auténticos monstruos de la cocina, como fue su paso por el Bulli, ya desde muy joven.

Hijo de padre cocinero y madre enfermera, en sus orígenes asimiló la base de su cocina y de su forma de entender el mundo de la gastronomía. “Al morir mi padre nos cuidaba mi abuela y siempre viví bajo su regazo. La ayudaba a hacer rosquetes, truchas a separar el grano… acostumbraba a oler los potajes y frituras de los que tanto buen recuerdo guardo. En aquel tiempo, recuerdo que, se vivía mucho del mar. Los sancochos, escabeches, croquetas, las ropas viejas del pescado”. Experiencias de la infancia que pronto lo marcaron, y encaminaron a su profesión.

Leer más